+34 638959253  hipnosgea@gmail.com

HypnosGea

Carta a mi niño interior (ejercicio para terapia)

(EJERCICIO PARA TERAPIA)

Carta a mi niño interior

…Hola mi pequeño, te escribo esta carta ya que siento que debes sentirte solo y confundido, pues me he olvidado completamente de ti con el paso de estos años, es por ello que ahora dejo de lado mi enorme orgullo para poder expresarte todo lo que siento sin tratar de justificar nada de lo que ha pasado
entre nosotros pues ahora me es imposible continuar silenciándote.

Me disculpo por el distanciamiento que ambos hemos sufrido, ese distanciamiento creado por mi y mi estúpida busca de aprobación en los demás, de pertenecer a algo o alguien lejos de lo que realmente soy, por recibir esa palmada en el hombro en la que otro me dice que lo hago bien. Te preguntarás, ¿aprobación de quien? Si tu ya eres y solo tu debes aprobarte. ¿Pertenencia a que? Si tu ya formas parte de todo.

Pasé días buscando cosas que no quería encontrar, sumido en mi profunda inconsciencia, esforzándome por lograr metas que pertenecían a otros, viviendo la vida que otros decían que debía vivir… como una oveja en un gran rebaño, sin rumbo alguno, que por simple comodidad sigue a la oveja de delante que tampoco sabe a donde va, sin cuestionar las cosas que me rodean, pues eso implica ver las dos caras de la misma moneda y siempre ha sido mas fácil y cómodo mirar las cosas desde la cara que ya conocía. ¿Que sentido tiene hacerme preguntas si jamas hago un esfuerzo por conseguir las respuestas?

Con el paso del tiempo he dejado de divertirme e improvisar, he perdido esa faceta mía espontanea y he dejado de escuchar a mi corazón. He dejado atrás todos eso sueños que tanta vida me daban cuando me pasaba horas creándolos, pensando sobre ellos, sintiendo como ya formaba parte de esa realidad. ¿Recuerdas esos tiempos? ¿Cuando soñábamos que todo podía convertirse en realidad? Aquello que sabíamos que era lo único que realmente valía la pena.

Con los años he dejado de soñar, la falta de valor y voluntad, los pretextos que creaba en mi cabeza… todo ello para evitar ese coste que supone cumplir los sueños, me han alejado cada vez más de ti y de nuestros sueños, el costo de lograrlo no tiene ningún precio monetario, su único precio es la voluntad, la responsabilidad y el amor.

La voluntad de liberarme de las ataduras que yo mismo me impuse, la voluntad para nadar contracorriente.. el Amor que dejé de sentir por mi mismo y con el tiempo se acabo convirtiendo en egoísmo, pues deje de compartirlo con los demás.. la responsabilidad que siempre evite sobre mis pensamientos, mis palabras y mis actos.

He cometido muchos errores, he lastimado a quien cuidaba de mi y he protegido a quien me lastimaba, he fallado muchas veces, todavía mas cuanto más me han ayudado, sin lograr aprender de mis errores, malinterpretando las enseñanzas que me ha dado la vida, desechando ese aprendizaje y llenándome de traumas, miedos, fobias, temores.. y en vez de enfrentarlos, los he integrado en mi propia forma de ser, convirtiéndolos en mis propios complejos.

Y de ese modo, perdido en la vorágine de mis pensamientos negativos, mis deseos inducidos y mi egoísmo, me he olvidado de TI, mi más preciado y verdadero amigo, tu que siempre has caminado conmigo, tu que nunca me ha dejado, tu que nunca perdiste la fe en mi, ni siquiera cuando te he ignorado y renegado de tu existencia.. Me he olvidado de ti mi pequeño y amado niño.

Ahora, por causas que aun sigo sin comprender, te agradezco infinitamente, ahora llegan como un rayo a mi los recuerdos de aquellos días en que ambos vivíamos entre sueños y reíamos a cada momento, ajenos a esa “vida adulta” que quita el valor de una gran sonrisa y se lo da al dinero. Ahora recuerdo ese tiempo en que juntos descubríamos algo nuevo a cada momento y que todo era posible. Ahora recuerdo que eramos unos verdaderos sabios, distinto a esta vida adulta, cargada de información y vacíos de sabiduría, defendiendo lo ilusorio y despreciando aquello realmente valioso.

Discúlpame mi pequeño niño amado, discúlpame por haber cambiado lo verdadero por lo ilusorio, discúlpame por haber olvidado Ser y preferir el poseer, por silenciarte cuando eras tu quien iluminaba mi sendero, por buscar en el exterior lo que siempre estuvo en mi interior.

No hay mas ciego que el que no quiere ver y yo lo he comprobado en mi propia piel. Ahora finalmente he abierto los ojos, y aunque ciertas cosas siguen sin agradarme, nunca mas volveré a cerrarlos. Buscaba tu perdón y ahora se que solo debo perdonarme a mi mismo, ahora me he perdonado a mi mismo, comprendo que estaba equivocado. A pesar de que he pisoteado nuestras promesas y sueños, ahora estoy completamente dispuesto a tomar la Responsabilidad de mi propia vida, ahora con mi Voluntad construyo una realidad donde el Amor es todo lo que necesito para SER.

Ahora estamos unidos de nuevo mi pequeño y amado niño, ahora estamos cogidos de la mano y seguiremos estándolo, desconozco que me alberga el futuro, pero siento que mientras camine contigo el presente será siempre lo que es, un presente, un bello regalo dispuesto a ser desempapelado y encontrarnos una sorpresa a cada momento, mientras este contigo, mi amado niño, mi maestro sabio e inocente, mientras camine a tu lado, mi luz pura y cristalina, tengo la certeza de que este sera el camino mas hermoso de mi vida.

– Pau Borrás Mas-

(EJERCICIO PARA TERAPIA)Carta a mi niño interior……Hola mi pequeño, te escribo esta carta ya que siento que debes…

Posted by HipnosGea on Tuesday, June 5, 2018

Hypnos el Dios griego que dio nombre a la Hipnosis

Hypnos representa el Dios del sueño en la antigua mitología griega. Hijo de Érebo y Nix, diosa de la noche. Padre de Morfeo Dios de los sueños. Está representado con dos grandes alas de mariposa que le confiere la capacidad de trasladarse de un extremo de la tierra a otro con sigilo y en un instante. Hypnos es el dios griego que dio nombre a la Hipnosis, sin embargo en la antigüedad no fue adorado por el estado psicológico del sueño, sino como el gobernador del mundo inaccesible de los sueños y los misterios sobre él. Por este motivo la hipnosis toma el misterioso nombre, profundizando en los estados entre la vigilia y el sueño para acceder al mundo de los sueños, que se considera algo propio de la mente del sujeto.

Ese estado es el conector con de los aspectos internos de uno mismo, creando un acercamiento a la mente subconsciente, ese mundo de sueños también considerado como un lugar mágico. El inconsciente contiene todo lo que nos crea como individuos, las emociones, los instintos, los recuerdos y sentimientos. En ocasiones somos conscientes de ello, sin embargo multitud de veces permanecen ocultos u olvidados.

Se han usado múltiples técnicas a lo largo de la historia con la intención de acceder, a través de esa puerta, a la sanación de los aspectos mas profundos que condiciona la vida de una persona. Ejemplos de este hecho podrían ser los rituales chamánicos, yoga, meditación…  La hipnosis es una de esas técnicas usadas desde la antigüedad (los primeros registros son en los Templos del Sueño en el antiguo Egipto hace mas de 3000 años) para establecer un diálogo con el subconsciente a través de este estado ampliado de consciencia con la guía de un hipnoterapeuta, para poder sanar sus las cuestiones no resueltas, añadir contenidos nuevos para mejorar la vida del individuo (siempre con su aprobación, de lo contrario es imposible) o reforzar capacidades ya adquiridas.

¿Cómo se puede alcanzar este estado? Es un proceso mediante el cual el paciente se relaja permitiendo que su mente consciente pueda estar por un momento “Quieta”. Reduciendo la vorágine de pensamientos y el dialogo interno de la mente, el individuo puede centrar la atención en estímulos internos alcanzando un nivel mas profundo de relajación. Del mismo modo que una meditación guiada que le permite ignorar los estímulos externos para alcanzar el estado hipnótico. En este estado, la mente del individuo alcanza un estado de consciencia y concentración superior, permitiendo al hipnoterapeuta a través de sus palabras, guiar y gestionar las emociones y sentimientos recibidos en los sueños con una función terapéutica.

Es prudente destacar que el individuo que recibe hipnosis jamás pierde el control sobre sí mismo, y cualquier cosa contraria a la forma de pensar y actuar o que rompa sus valores morales, generará una salida automática del estado de hipnosis. Por tanto la hipnosis no se trata de un ejercicio de poder sobre el individuo, el hipnoterapeuta es un mero vehículo para que nuestra mente amplíe su conciencia. Muy similar a la de los grandes maestros de la meditación sin la necesidad de años de práctica.

Cuando se trata de distraer la mente consciente por uno mismo, resulta en ocasiones complicado. Tanto como dejar de pensar en un cocodrilo con zapatos de tacón.

¿En qué estas pensando ahora? Imagino que en el cocodrilo con sus bonitos zapatos de tacón.. Y de que color son? Por ese motivo la figura del hipnoterapeuta es necesaria  Es por eso que el hipnoterapeuta es necesaria para, como en la antigua Grecia, descubrir los misterios del reino de Hypnos.

Las celulas son para nuestro cuerpo lo que los humanos somos para la tierra

El cuerpo esta formado por células, cada una cumple una función distinta dependiendo de para que este diseñada. Del mismo modo que las células son para nuestro cuerpo, los humanos somos para la tierra. 

En el cuerpo existen células que toman recursos pero no cumplen ninguna función, son las células cancerosas. También existen personas que consumen sin producir nada a cambio.
Hemos nacido con una función especifica dependiendo de nuestro diseño y nuestra misión es cumplir esa función. Por tanto es nuestra obligación generar un provecho por los recursos que tomamos. Llevar a cabo la actividad que uno haya descubierto que es para si mismo y existen tantas funciones como personas existen en la tierra.

Si hay un propósito de la vida, hay un propósito personal y encontrarlo es lo que le da sentido a estar viviendo aquí en la tierra. Así uno come con ganas, bebe con gusto y suda contento porque es parte del propósito, de igual manera que las células cumplen su función de forma impecable para que la maquinaria que llamamos cuerpo nos dé la oportunidad de ser parte de un propósito mayor.

 

La palabra genera realidad

Diversos estudios demuestran de que manera el cerebro es susceptible a cambios permanentes en relación a las palabras que usamos en nuestro día a día. El Doctor Andrew Newberg, neurocientífico de la Universidad Thomas Jefferson , y Mark Robert Waldman un experto en comunicaciones, escribieron el libro, “Las palabras pueden cambiar tu Mente” En el libro, escribe: “una sola palabra tiene el poder de influir en la expresión de los genes que regulan la tensión física y emocional”. En este artículo que podrán leer a continuación, podrán informarse de que manera la neuroquimica de nuestro cerebro actúa en consecuencia a el uso que le damos a nuestras palabras y que tan prudentes debemos ser a la hora de escoger nuestras palabras, además de tomar consciencia de que uso les damos de manera semi-automatica en nuestro transcurrir diario.

Es importante aplicar la prudencia a las palabras que decimos, pues generan nuestra realidad. Cuando alguien siempre se aqueja de su enfermedad está en el camino de que se desarrolle de maneras más drásticas.

“Eres esclavo de tus palabras y dueño de tus silencios.”
“Hay cuatro cosas que no vuelven: la flecha arrojada, la palabra ya dicha, la oportunidad desperdiciada y la vida pasada”
Proverbios árabes.

No es lo que entra en la boca lo que contamina al hombre; sino lo que sale de la boca, eso es lo que contamina al hombre. Mateo 15:11

Es importante seguir una buena alimentación pero tan importante o más es mantener una higiene correcta de aquello que expresamos al mundo y nuestros semejantes. Por otra parte si mantenemos una conversación constante de algo que no somos su resultado será disonante, pues para que tenga su efecto en el universo se debe mantener una coherencia entre lo que pensamos, lo que decimos y como actuamos. A continuación el articulo:

Los neurocientíficos afirman que las palabras que usamos cambian nuestro cerebro

Mejorar autoestima con Hipnosis

La autoestima es la piedra angular en la construcción de nuestras vidas. Determina nuestra capacidad para experimentar las relaciones con los demás y con nosotros mismos. Por tanto es la percepción que tenemos sobre quien somos, nuestra manera de ser y valor personal. En nuestras vidas debemos dedicar un espacio de reflexión para observar aquellos sucesos que moldearon nuestra estima. En una terapia eficiente dedicamos las mejores técnicas a sanar y Mejorar autoestima con Hipnosis.

En lo profundo de nuestro ser está la imagen que hemos creado de nosotros mismos. Se corresponda o no con la realidad esta imagen es nuestro punto de referencia. Condiciona nuestro actuar con el mundo que nos rodea de forma funcional y armónica para tomar decisiones. A pesar de ser el origen de numerosos problemas que las personas experimentan, la mayoría de veces no somos plenamente conscientes de ello. Al no auto-observarnos, tampoco relacionamos nuestro nivel de autoestima como causa de las situaciones que experimentamos en nuestra vida.

mejorar-autoestima-con-hipnosis

Desarrollamos nuestra autoestima en el transcurso de nuestras vidas a través de las experiencias propias e interacciones con otras personas. Siendo de mayor importancia las experiencias vividas durante nuestra infancia, nuestros triunfos y caídas, el trato recibido por la familia, los amigos, los maestros… Todos estos factores construyeron hasta hoy la imagen de nosotros mismos y por tanto nuestro nivel de autoestima.

Cuando hacemos una revisión personal de las vivencias que han generado nuestra autoestima, echamos la culpa a factores externos de las situaciones que nos ocurren. Es importante tomar responsabilidad de todo aquello que nos sucede y aprender de ello. Nuestros defectos o carencias, las dificultades que experimentamos son una catapulta para descubrir aquellas virtudes que realmente poseemos. Es de vital importancia sanar aquellos sucesos de nuestro pasado que nos lastran. Cuanto más caliente esté la fragua más duro será el metal de la espada que forjemos.

Aquellas personas que tienen contacto con los niños deben ser conscientes de lo que dicen y hacen, pues ejercen una gran influencia.  Si somos conscientes del peso de nuestros actos para con los niños y tratamos de hacerlo lo mejor posible, estamos contribuyendo enormemente a crear una generación de seres humanos con mayor bienestar.

En las terapias encontrarás la forma de sanar los sucesos que condicionan tu vida. Mejorar autoestima con Hipnosis mediante las técnicas clínicas y transformar el lastre en una oportunidad para crecer.